martes, febrero 14, 2006

El Cine: El Arte de los Solitarios


Un inestimable gurú de cuyo nombre ya kisiera acordarme me enseñó lo que considero una verdad tamaño del Titanic: El Cine es el amor de los solitarios.

Es de sentido común que se aprecia mejor una obra cinematográfica estando solo en la butaca que acompañado/a de la pareja para la cual el cine es excusa o estrategia para otras cosas, discusiones incluídas. La pantalla gigante otorga al relato cinematográfico un poder de atracción que linda en el engullimiento. Nunca será lo mismo ver un DVD en pantalla plasma de 40", que pegarse o desparramarse sobre la butaca (ya sea que la película sea buena o mala).

Por más que en fechas como esta el ir al cine sea parte del ritual de apareamiento, todavía nos queda a los intérpretes solistas algunos reductos donde no se corre el riesgo de ser distraidos por ciertas escenas de la cotidianeidad mundana. Hoy que desgraciadamente el clima conspira contra nosotros con un cielo despejado y un sol brillante que amenazan con brindar el infausto espectáculo de un sunset de película, es necesario conocer a donde acudir y pasar amena y constructivamente el resto del dia hasta, digamos, las 1 h. del día siguiente (¡libres por fin!).

De primera intención: evitar todas las películas sobre el amor, sexo o romanticismo, a menos que uno sea masoquista: en ese caso obligatorio llevar una hoja Gillette en la billetera. Como es de suponerse la inmensa mayoría de ese tipo de producciones tienden a la mediocridad por su calculado efectismo en dosis medidas de azucar, testosterona, endorfinas, etc... Nada como lo natural y espontaneo. En nuestra cartelera tenemos el ejemplo de "La Mujer de mi hermano": evitarla es hacerse un gran favor.

Por obvias razones los taquillazos también deben desaparecer de nuestro itinerario, ya sea porque habran parejitas inundando la sala, o porque seguramente serán dinero echado al traste. Por lo primero lamento comunicarles que deberán abstenerse de ver "Munich", a menos que puedan soportar a las parejitas progres dándose infulas de pacifistas para darse despues combate. Afortunadamente estan en cartelera buena cantidad de comedias ("Mas Barato por Docena", "Mi abuela es un peligro"), películas de aventuras ("Narnia", "Zathura") y animadas ("Pinocho 3000" y -aaagg- "Bambi 2") que tendrían bien alejados a los tortolitos de las salas donde proyecten filmes que sí valen la pena.

En cuanto a los thrillers ("El Ojo", "El Grito", "Habitantes de la Oscuridad") hay que pensarlo dos veces: "Uy que melloo! Abrazame!!". Como para levantarse y salir indignados por la puerta de escape.

Acaso no hay lugar donde ir? Claro que si. Por ejemplo: "DOOM" hecha exclusivamente para los fanáticos del videojuego homónimo. Prohibido llevar a la enamorada, aunque hacerlo no sería tan criminal como haberla llevado a ver "La Pianista" o "Crash".

Además tenemos el EL CINE de la gran PUCP con 2 películas que no tienen pierde: "El Arca Rusa" del ruso Alexander Sokhurov sobre el museo del Ermitage en San Petersburgo que lejos de ser un documental es un melancólico paseo a traves de sus salones en 300 años de tiempo; y "Personal Velocity" ("Intimidades") de la directora Rebecca Miller basada en su libro homónimo del cual extrae 3 de sus 7 relatos.

Aunque el merchandising y el poder de los medios vayan a hacer insoportable este día, es cuestión de un poco de imaginación para hacerse de un recorrido interesante. Si no, queda la opción de hacer horas extras en la oficina hasta las horas en que este día se convertirá en uno cualquiera.

2 comentarios:

verolindapechocha dijo...

Jaja Guille, los 14 de febreros es mejor abstenerse completamente del cine. Este jueves vienen buenos estrenos ;)

Leuzor dijo...

Es gracioso como revientan los telos ese dia :P

No tiene mucho que ver con el post pero en cuando a fechas especiales ya se viene el 6 del 6 del 2006 que se estrenara.. ta taaan adivinen.

y el viernes 13 de Octubre tambien .. vieneeeeee! (esa es facil)

otras fechas vendedoras (al menos para otro pais que no quiero mencionar) Es el 4 de Julio.

¿Y para que es bueno el 14?